Edisur News
Asesor Inmobiliario  ·  2020-01-01 00:00:00

10 ideas para ahorrar agua en verano

Con el verano y el calor, el agua se posiciona entre las primeras soluciones para refrescarse. Grupo Edisur ofrece consejos para cuidar este recurso y tener un consumo responsable.

Llegó el verano. Calor, calor y más calor. En ocasiones, una ducha parece ser la única solución para refrescarnos. Llenamos la pileta, regamos las plantas. Todo pide agua en esta temporada.

Pero, como dice el dicho “gota a gota, el agua se agota”. Se hace cada vez más necesario aprovechar este recurso esencial con conciencia ambiental, pensando no solo en los que estamos ahora, sino también en los que vendrán más adelante.

Grupo Edisur regala en esta nota 10 trucos para pasar el verano consumiendo agua en casa de manera responsable. 

1. Para cambiar hábitos, conocer el consumo

Lo primero es investigar. ¿Cuánta agua se usa en tu casa por día? En la factura de cada mes figura el consumo en metros cúbicos (cada uno son mil litros). Tomá ese dato y dividilo por la cantidad de integrantes de tu familia. Si el resultado es mayor a 149 litros por persona, ¡alerta roja! Tendrás que prestar especial atención a los consejos que siguen.

2. Canillas cerradas, mundo contento

Los detalles. En esto, cuentan los detalles. Te aconsejamos arreglar en seguida las canillas de tu casa que pierden agua. Y, por supuesto, cerrar bien cada una después de usarla es un pequeño hábito que puede hacer la diferencia. 

Aunque no parezca mucho lo que se pierde, con el tiempo se acumula una gran cantidad de agua desechada inútilmente. 

3. Ducha refrescante, antes que baño de inmersión.

Para sacarse el calor de encima, muchos optan por un chapuzón en la bañera al llegar a su hogar. Sin embargo, llenarla puede significar un gasto excesivo de agua. Es preferible una ducha rápida, cerrando la canilla al enjabonarse la cabeza o el cuerpo. 

4. Frenarle la carrera al agua

No dejes que corra inútilmente. Hasta que el agua sale caliente de la ducha pueden pasar unos minutos. Esos minutos son litros que podés aprovechar colocando un balde que luego te puede servir para limpiar pisos de tu casa, regar plantas o sencillamente tirar la cadena.

5. Lavarropas al 100%

Cada lavado puede consumir entre 60 y 90 litros. Aprovechar al máximo la capacidad de carga hará que reduzcas su uso y, por tanto, el consumo de agua.

6. Más aire, menos agua

Un truco sencillo y económico es agregar atomizadores o aireadores a las canillas de tu vivienda. Son pequeños filtros que hacen más difusa la salida de agua de la canilla y hacen que salga menos cantidad de agua por segundo, sin dar esa sensación. Puede llegar a ahorrar la mitad de agua por vez que se usa la canilla. 

7. Cambiar agua por tiempo

Muchas veces nos ocurre que para descongelar alimentos buscamos agilizar el proceso dejándolos bajo la canilla de la cocina. Te dejamos un atajo infalible que evita el desperdicio de agua: quitás los alimentos congelados del freezer y dejás que el tiempo los derrita. Otra alternativa es trasladarlos a la parte más fría de la heladera.

8. Cisterna con descarga doble

Uno de los gastos de agua más elevados de una casa está en la cisterna del inodoro. Te recomendamos usar una con doble descarga, que regula la salida de agua según el botón que se presione. Si no tenés una en tus instalaciones sanitarias, podés hacer que se llene más rápido la cisterna reduciendo el espacio de carga: una botella llena puede ser una buena solución.

9. Amantes del lavavajillas, a seguir enamorados

Usarlo adecuadamente, una vez lleno, puede generar un ahorro de hasta el 50% del agua que se gasta lavando a mano. 

10. Regar bajo la luna

Para evitar que el agua se evapore al regar, podés optar por hacerlo de noche. Además, evitás el efecto lupa: puede ocurrir que los rayos de sol, con las gotas de agua, quemen las hojas.

Para terminar, te recordamos que el agua de lluvia es excelente para ser almacenada y regar las plantas. A diferencia del agua de la pileta, está libre de químicos. Por eso, buscar un tacho con tapa- para evitar que se convierta en un criadero de insectos-, y utilizarla en seguida para el riego es una práctica sustentable para incorporar en tu casa.

#DatoEdisur: Conocé los diferentes sistemas de riego para el jardín, en esta nota.

Fuente: guinotprunera.com

Crédito: Unsplash

TODAS LAS CATEGORÍAS

EMPRENDIMIENTOS EN ESTA NOTA

CARGAR MÁS NOTAS

¿Encontraste algo interesante?
Compartí esta página en tus redes sociales

Agencia de Publicidad Córdoba
edisur_header_edisur@2x
¿Encontraste algo interesante?
¡Llamanos! 0810-888-3347
Solicitá un asesor
¡Contactate ahora! ¡Llamanos! 0810-888-3347